Páginas vistas en total

domingo, 7 de septiembre de 2014

Un Concepto de Seguridad

Nos dice Pacheco Santos en la obra antes citada: "La seguridad no son policías, armamentos, patrullas, etc., sino un conjunto de dispositivos que en combinación y dependiendo de la variedad de ellos, proyectarán como resultado un alto nivel de disuasión y de reacción, en caso de necesitarse"[2]. Analicemos este primer concepto que nos parece sumamente preciso: en primer término, el autor señala lo que no es seguridad y menciona a una serie de recursos (humanos y técnicos) que comúnmente la gente piensa que por sí solos son los dadores de ella. Cuando estamos en la calle y vemos policías fuertemente armados mucha gente cree que está o se siente segura; o como pasa en países donde las políticas de seguridad y de prevención del delito se basan en sacar a la Guardia Nacional (cuerpo que usa armas de guerra en Venezuela) o donde se pretende colocar dos efectivos militares en cada unidad de transporte público para hacer disminuir el delito de robo, hurto y de homicidios en dichas unidades, eso no aporta para nada ni contribuye en lo más mínimo a la seguridad y por muchas razones. La gente tiene mucha desconfianza hacia los organismos de seguridad, más cuando éstos se han desacreditado enormemente en Venezuela por haber tomado partido político a favor de un gobierno que cada día cree más en la represión del delito y que no haya qué y cómo hacer para disminuir los catorce mil homicidios al año que reportan la cifras para el año 2008. Esta circunstancia, nada más considerado ese tipo delictivo en este país, hace y con sobradas razones, que cualquier ciudadano no se sienta seguro en ningún lugar de la geografía nacional. Esta sensación de inseguridad representa un drama emocional que genera angustia y depresión, a la par de una sensación de inmensa impotencia sobre el control de nuestras vidas. De allí, que "sentirse seguro" es la más legítima e importante sensación a la que aspira el ciudadano hoy día. Más adelante volveremos sobre la importancia de este concepto en el día a día de las personas.
En segundo lugar, el concepto bajo análisis nos revela que la seguridad tiene que ver con la agrupación o sumatoria de una serie de dispositivos (entendemos el término dispositivo como "mecanismo o artificio dispuesto para producir una acción prevista" y como la "organización para acometer una acción"[3], y ambas nociones son perfectamente aplicables al concepto de seguridad, ya que hacen referencia tanto a los factores tecnológicos como a la organización humana requerida para operarlos) que deben ser combinados o dispuestos de tal manera para que produzcan un resultado.
El tercer elemento del concepto estudiado es precisamente ese resultado que produce la combinación de los dispositivos empleados: un primer resultado es la disuasión; pero ¿de quién? Para responder esta pregunta, veamos que significa "disuasión" (acción o efecto de disuadir y éste concepto revela: "inducir, mover a alguien con razones a mudar de dictamen o a desistir de un propósito". En seguridad, la disuasión que produce la combinación de los dispositivos empleados tiende a "desmotivar" a un agente que tenía en su pensamiento la intención de accionar para cometer un hecho punible u otra clase de ilícitos, a reprimir esa conducta, produciendo en su mente el temor a no quedar impune, precisamente por la evaluación que hace de la eficacia de tales dispositivos. Y aquí atamos el desarrollo de nuestras ideas para encontrarnos con el cuarto elemento del concepto de seguridad propuesto y que estamos estudiando: "la reacción en caso de necesitarse". Asumimos que la reacción de la que nos habla el autor es la de la organización (de los recursos humanos y tecnológicos dadores de seguridad) que materializan la acción controlada, pensada y sujeta a normas (legales y protocolos de conductas) para evitar que los daños que puedan producir las circunstancias se materialicen; o si se han materializado sobre personas y bienes y sean mayores o se hagan incontrolables.
Las circunstancias generadoras de inseguridad pueden obedecer a múltiples causas: a) por la acción de la naturaleza; b) por la acción del hombre; c) por la combinación de ambas anteriores; d) por las fallas de los equipos o bienes creados por el hombre, entre otras tanta que pueden señalarse. En el caso de un centro comercial, por ejemplo, la reacción de la organización o del dispositivo ante una conducta punible penalmente de una persona, buscaría el "control" de dicha persona, entre otras cosas, por mandato legal para evitar la impunidad de su hecho. El agente delictivo al saberse impune, se siente más estimulado para continuar su escalada u ola de fechorías. De hecho, investigaciones en algunos Estados de los Estados Unidos de Norteamérica sobre la eficacia de la pena de muerte como la máxima expresión de la reacción de la organización (el Estado punitivo a través de sus organismos de represión por excelencia: las policías y el sistema judicial) informan que el delincuente, antes de cometer un crimen, le teme más a la privación prolongada de la libertad que a la pena de muerte, ya que él antes de actuar, tiene absoluta confianza de que quedará impune; que su crimen será perfecto y no descubierto. Tales investigaciones han servido de argumento para los grupos de derechos humanos que día a día se oponen contra la pena de muerte en los países donde existe.
En conclusión, el concepto de seguridad analizado sugiere la apuesta a la desmotivación y a la capacidad de reacción de la organización de seguridad. Y cuando el usuario o visitante en un condominio u hotel sabe que existe tal ente con esa capacidad o poder de seguridad, entonces, es cuando se sumerge en una "sensación o emoción" de protección por algo intangible y desde ese instante es cuando realmente comienza a "sentirse seguro". Por eso, nosotros nos atrevemos a dar el siguiente concepto de seguridad, para que los oficiales de seguridad y los jefes de seguridad lo integren en su actividad diaria: "Es la sensación que percibe una persona, irradiada por quienes tienen la capacidad y responsabilidad de disponer los factores humanos y tecnológicos especialmente preparados y diseñados para disuadir, disminuir y controlar los eventos de riesgos o dañosos, que puedan producirse en un espacio y tiempo determinado, bien por la acción de la naturaleza, del hombre, o producto de la combinación de ambos".

Autor:
Rafael Ángel Viso Ingenuo
Caracas, Hotel Paseo Las Mercedes


No hay comentarios:

Publicar un comentario